10.6 CONSAGRACIÓN


DESCARGA ESTE ESTUDIO BÍBLICO EN PDF AQUÍ

INTRODUCCIÓN


Cuando una persona acepta por la fe a Jesús como su Salvador personal y pasa por la experiencia de la conversión, desea a partir de entonces dedicar su vida completamente a Dios. Consagración es una entrega sin reservas de la vida a Dios.

1. Implicaciones

1. ¿Bastará arrepentirse solamente de algunos pecados?
Ezequiel 18:30.

"Por tanto, yo os juzgaré a cada uno según sus caminos, oh casa de Israel, dice Jehová el Señor. Convertíos, y apartaos de todas vuestras transgresiones, y no os será la iniquidad causa de ruina."

Nota: Algunos desesperan ante estas afirmaciones, pero lo cierto es que el Espíritu Santo es el que nos traerá a la memoria aquellas cosas de las que tengamos que pedir perdón. Dios no es injusto como para no recordarnos algún asunto del que tengamos cuenta pendiente.

2. ¿Bastará una renuncia parcial del propio yo?
Lucas 14:33.
"Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo".

Nota: Algunos, yendo al extremo, piensan que hay que tener voto de pobreza. No se trata de renunciar a todo de forma indiscriminada, sino a estar dispuesto a ello si llegase a ser tropiezo en nuestro progreso espiritual. Es cuestión de no interponer nada entre Dios y nosotros.

3. ¿Cómo hallará Dios a los que tienen un corazón dividido?
Oseas 10:2.

"Está dividido su corazón. Ahora serán hallados culpables; Jehová demolerá sus altares, destruirá sus ídolos".

Nota: Algunos tienen (tenemos) tendencia a juzgar a los demás por su éxito, riquezas, etc. y nos justificamos con textos como éste. Eso es crítica. Debemos mirar por nosotros mismos, y no por los demás. La cuestión es no tener el corazón dividido entre el amor a lo que tenemos o somos, y la disposición que hacemos de ello o nuestra capacidad de renuncia en caso necesario.

4. ¿Cómo debe ser amado Dios?
Marcos 12:30.
"Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Este es el principal mandamiento".

Nota: La prioridad de cada creyente debe contemplar a Dios como prioridad por encima de todo. Esto, mal entendido, puede llevar a excesos. Conozco personas que por hacer del amor a Dios y el servicio a Dios lo primero, han perdido el trabajo e incluso familia, por hacer trabajo "misionero" antes que ganarse el sustento. OJO, la Biblia también nos dice que "el que no trabaje, que no coma" (2 Tesalonicenses 3:10), por lo que el deber al trabajo y la familia también son obediencia a Dios, siempre que no vaya en contra de su Ley. La clave está en que hagamos lo que hagamos, lo hagamos como si fuera para Él.

5. ¿Cómo es llamada la entrega de nuestros cuerpos en “sacrificio vivo, santo y agradable a Dios”?
Romanos 12:1.
"Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional".

Nota: El respeto a la vida, y no sólo a la vida ajena, sino a la propia, el cuidado del cuerpo, de la salud, de prácticas saludables tales como el ejercicio, la dieta, prácticas sexuales adecuadas, el respeto físico del cuerpo (evitando maltratarlo, perforarlo, etc.), está implícito en este texto.

2. Venciendo obstáculos

1. ¿Qué más tendremos si buscamos primeramente el reino de Dios y su justicia?

Mateo 6:25 – 33.
"Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas? ¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan; pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe? No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas".

Salmo 34:9, 10
"Temed a Jehová, vosotros sus santos, Pues nada falta a los que le temen. Los leoncillos necesitan, y tienen hambre; Pero los que buscan a Jehová no tendrán falta de ningún bien".

Salmo 37:25
"Joven fui, y he envejecido, Y no he visto justo desamparado, Ni su descendencia que mendigue pan".

2. Según Jesús, ¿a qué dos señores no podemos servir a la vez?
Mateo 6:24

"Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas".

Nota: Muchos utilizan este texto para criticar a cristianos adinerados. Lo cierto es que es difícil mantener la integridad ante la prosperidad fácil. No obstante, conozco cristianos muy pudientes, y más honestos todavía. No es cuestión de ser pobre sí o sí, como condición para entrar en el cielo, sino de servir a Dios con todo lo que somos y tenemos, sea mucho o poco.

3. ¿Cuál es el costo de seguir a Jesús?
Mateo 16:25, 26

"Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí, la hallará. Porque ¿qué aprovechará al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma?"

Nota: Aunque seguir a Jesús nos costase todo lo que tenemos, incluida la vida, merece la pena por ganar la vida eterna, incomparable con lo que ahora disfrutamos. Pero esto no debe servir para interpretaciones extremistas, recordemos que la salvación es por fe, y no por obras, lo que descarta el sacrificio de todo lo que tenemos sin motivo.

4. ¿Cuál fue la experiencia del joven rico?
Mateo 19:16 – 24
"Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo. El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones. Entonces Jesús dijo a sus discípulos: De cierto os digo, que difícilmente entrará un rico en el reino de los cielos. Otra vez os digo, que es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios".

Nota: El problema del joven rico, no era el ser rico en sí, sino en que puso el amor a sus posesiones por encima del amor a Dios. La renuncia a las riquezas no es prueba de discipulado. José de Arimatea era rico, y puso a disposición la tumba nueva donde Jesús fue enterrado. La consagración implica la actitud y disposición.

5. ¿Cuál es la raíz de todos los males?
1 Timoteo 6:10

"Porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores".

1 Timoteo 6:7 – 9, 17
"porque nada hemos traído a este mundo, y sin duda nada podremos sacar. Así que, teniendo sustento y abrigo, estemos contentos con esto. Porque los que quieren enriquecerse caen en tentación y lazo, y en muchas codicias necias y dañosas, que hunden a los hombres en destrucción y perdición […] A los ricos de este siglo manda que no sean altivos, ni pongan la esperanza en las riquezas, las cuales son inciertas, sino en el Dios vivo, que nos da todas las cosas en abundancia para que las disfrutemos".

Nota: Redundando en las explicaciones anteriores, la riqueza en sí no es mala, sino el depositar nuestras esperanzas en ellas. La Biblia no condena a los ricos, pero sí advierte de la debilidad humana ante las tentaciones que pueden surgir en esas esferas.

6. ¿Qué dice Santiago que es la “amistad” con el mundo?
Santiago 4:4

"¡Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios".

Notas: Algunos confunden esto con cualquier costumbre que no consideren ortodoxa según su propio criterio. Lo que en este texto nos indican es declarar favoritismo o inclinación (amistad) a la hora de tomar decisiones a favor de Dios, o de lo que el mundo nos ofrece (en contra de la voluntad divina).

7. ¿Qué dice Juan sobre la “amistad” con el mundo?
1 Juan 2:15 – 17

"No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre".

8. ¿Cómo puede la familia afectar nuestra consagración?
Mateo 10:35 – 37

"Porque he venido para poner en disensión al hombre contra su padre, a la hija contra su madre, y a la nuera contra su suegra; y los enemigos del hombre serán los de su casa. El que ama a padre o madre más que a mí, no es digno de mí; el que ama a hijo o hija más que a mí, no es digno de mí".

Nota: Dios nos pide que honremos a padre y madre en los mandamientos. En este contexto hay que entender el versículo. Sólo en casos extremos en los que la familia puede llegar a interponerse en la vida espiritual de una persona es cuando uno tiene que estar dispuesto a renunciar a la familia. "Aborrecer" no es odiar, sino en el sentido de "renunciar".

Mateo 8:21, 22
"Otro de sus discípulos le dijo: Señor, permíteme que vaya primero y entierre a mi padre. Jesús le dijo: Sígueme; deja que los muertos entierren a sus muertos".

Nota: En aquella época, enterrar a un familiar era esperar a que falleciera. No es que ya estuviera muerto, incluso podría gozar de muy buena salud. Era más una excusa, que un deseo real de seguir a Jesús.

9. ¿Qué se dice de algunos aspectos de la sabiduría de este mundo?
1 Corintios 3:19, 20

"Porque la sabiduría de este mundo es insensatez para con Dios; pues escrito está: El prende a los sabios en la astucia de ellos. Y otra vez: El Señor conoce los pensamientos de los sabios, que son vanos".

1 Timoteo 6:20, 21
"Oh Timoteo, guarda lo que se te ha encomendado, evitando las profanas pláticas sobre cosas vanas, y los argumentos de la falsamente llamada ciencia, la cual profesando algunos, se desviaron de la fe. La gracia sea contigo. Amén".

Nota: Dios, como Creador, también creo las leyes en las que la ciencia se fundamenta. La cuestión viene cuando el ser humano intenta buscar respuestas por sus propios medios exclusivamente, de forma especial en cuanto a responder las preguntas existenciales.

10. ¿Qué hacer con los ídolos y ciertas joyas?
Génesis 35:2, 4.

"Entonces Jacob dijo a su familia y a todos los que con él estaban: Quitad los dioses ajenos que hay entre vosotros, y limpiaos, y mudad vuestros vestidos. Y levantémonos, y subamos a Bet-el; y haré allí altar al Dios que me respondió en el día de mi angustia, y ha estado conmigo en el camino que he andado. Así dieron a Jacob todos los dioses ajenos que había en poder de ellos, y los zarcillos que estaban en sus orejas; y Jacob los escondió debajo de una encina que estaba junto a Siquem".

Nota: Ya se ha estudiado este tema en ocasiones anteriores (ver estudio), la consagración va ligada con austeridad en muchos sentidos, entre otros, con los símbolos de origen pagano manifestados en los adornos y joyas.

11. ¿Deberá temerse la crítica de los hombres?
Mateo 10:32, 33, 38
"A cualquiera, pues, que me confiese delante de los hombres, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos. Y a cualquiera que me niegue delante de los hombres, yo también le negaré delante de mi Padre que está en los cielos […] y el que no toma su cruz y sigue en pos de mí, no es digno de mí".

Lucas 9:26
"Porque el que se avergonzare de mí y de mis palabras, de éste se avergonzará el Hijo del Hombre cuando venga en su gloria, y en la del Padre, y de los santos ángeles".

1 Corintios 7:23
"Por precio fuisteis comprados; no os hagáis esclavos de los hombres".

Isaías 2:22
"Dejaos del hombre, cuyo aliento está en su nariz; porque ¿de qué es él estimado?"

12. ¿Habrá que tener miedo de los dirigentes de su propia iglesia?
Juan 9:22

"Esto dijeron sus padres, porque tenían miedo de los judíos, por cuanto los judíos ya habían acordado que si alguno confesase que Jesús era el Mesías, fuera expulsado de la sinagoga".

Nota: Aquí habrá que distinguir entre Iglesia como organización o credo doctrinal de una denominación, e iglesia como congregación local. Si Ud. se da cuenta de que la iglesia (denominación) a la que pertenece no sigue las enseñanzas de la Biblia, debe ser fiel a su conciencia, y buscar otra denominación con la que se sienta más identificado. Si por el contrario, la denominación a la que pertenece sigue de forma fiel las enseñanzas bíblicas, pero en su iglesia local encuentra dificultades, hable con su pastor, o con los superiores de su pastor. A veces, es más cuna cuestión de relaciones personales que de doctrina, y con cambiar de iglesia (dentro de la misma denominación) para congregarse, puede solucionar el problema.

13. ¿Qué dice Jesús sobre el temor a las persecuciones?
Mateo 10:28

"Y no temáis a los que matan el cuerpo, mas el alma no pueden matar; temed más bien a aquel que puede destruir el alma y el cuerpo en el infierno".

Nota: Para un estudio más detallado de este versículo, vea el estudio 5.4.

3. Examen de conciencia

1. ¿Se aplican a nosotros las palabras de Jesús: “Aún te falta una cosa”?
Lucas 18:22
"Jesús, oyendo esto, le dijo: Aún te falta una cosa: vende todo lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven, sígueme".

2. ¿Se aplica a nosotros la censura dirigida por Jesús a Marta?
Lucas 10:41, 42
"Respondiendo Jesús, le dijo: Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero sólo una cosa es necesaria; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada".

-------------

Estudio anterior: 10.5 El Bautismo.

- Profundizando más: Creciendo en Cristo.

Siguiente estudio: 10.7 Obediencia.

Volver al índice.

------------

Si tiene alguna consulta, contacte a Pr. Pedro Torres.

------------

DESCARGA ESTE ESTUDIO BÍBLICO EN PDF AQUÍ